Tuesday, May 15, 2007

Invitacion a hombres y mujeres de buena voluntad.

En el curso de este nuevo milenio, nos enfrentamos a la realidad de que los valores materialistas han conducido a la raza humana a un estado de profunda crisis. Nuestra misma supervivencia se encuentra amenazada, no sólo por la carrera armamentista, sino por nuestra propia falta de sabiduría y voluntad para alimentar al hambriento, compartir nuestros abundantes recursos, y resolver una multitud de otros problemas críticos que confrontan hoy a la familia humana.

Y sin embargo la solución existe...

Una de las grandes ideas intuitivas de nuestro tiempo es la de la interdependencia e interrelación de toda vida. Millones de personas comparten hoy la convicción de la unidad espiritual interna de la familia humana, la cual trasciende cualquier diferencia externa de raza, nación o credo. Al manifestar esta convicción en sus vidas, los hombres y mujeres de buena voluntad de todo el mundo se hacen partícipes de un proceso de transformación planetaria. Este es un tiempo de preparación no solamente para una nueva civilización y cultura con valores mundiales, sino también para el emerger de una nueva oportunidad espiritual que abraza a todos los pueblos y que se basa en el reconocimiento de nuestra humanidad común y en las justas relaciones humanas.

El empleo de la Gran Invocación constituye un servicio mundial, ya que responde directamente a la necesidad planetaria actual. Necesitamos luz para iluminar el camino que se extiende por delante, y revelar la visión de una nueva civilización; necesitamos amor para gobernar las relaciones entre la gente y poner fin al reino del odio y el separatismo; necesitamos el poder de la voluntad al bien para que ésta dirija las elecciones y la toma de decisiones humanas.

Cada año desde 1952, personas de todo el mundo han celebrado el Día Mundial de Invocación, uniéndose en la reafirmación de la unidad humana, la vitalidad espiritual de nuestra relación con Dios y la responsabilidad de los hombres en la implementación del Plan divino sobre la Tierra.


0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home